automatización

Una atractiva carrera destaca en la oferta académica de INACAP Punta Arenas para 2018. Esto gracias al compromiso de la institución de mantener su vigencia conforme a los requerimientos y condiciones de empleabilidad regional. 

 

Automatización y Control Industrial en INACAP Punta Arenas: Una de las carreras con la más alta tasa de empleo

automatización

Punta Arenas, enero de 2018.- Una atractiva carrera destaca en la oferta académica de INACAP Punta Arenas para 2018. Esto gracias al compromiso de la institución de mantener su vigencia conforme a los requerimientos y condiciones de empleabilidad regional. Su Vicerrectora, Laura Álvarez, explica que “como sabemos que las necesidades del sector productivo son dinámicas y considerando nuestra realidad regional, el año pasado abrimos la Carrera Automatización y Control Industrial en Modalidad Diurna, y este año la tendremos también en Modalidad Vespertina”.

En tanto, la Directora Académica de la institución, Katherine Henríquez, destaca que “en materia de capital humano nos distinguimos por contar con docentes vinculados con el mundo productivo, lo que nos permite mantenernos vigentes. Además, tenemos una infraestructura y equipamiento para responder de manera óptima a las necesidades de formación de nuestros alumnos, enfatizando un modelo pedagógico innovador basado en competencias, con el foco en el aprender haciendo”. En este ámbito, INACAP Punta Arenas contará a partir de marzo con 230 metros cuadrados de nuevos laboratorios con equipamiento de primer nivel orientados al Área de Electricidad y Electrónica, inversión que ha involucrado recursos por alrededor de 500 millones de pesos.

La Directora Nacional del Área Electricidad y Electrónica de INACAP, Mónica Brevis, detalla que “la carrera ofrece formación especializada en las áreas de mantención, administración de recursos, instrumentación y control industrial. Además, contempla preparación en materias de gestión, considerando aspectos de recursos humanos, materiales, ambientales, económicos y administración del mantenimiento. Finalmente, a través del estudio de disciplinas básicas como matemáticas y física, los alumnos adquieren competencias de especialidad, como adquisición de datos, electricidad, electrónica y automatización de procesos, las que permiten a su vez desarrollar las competencias requeridas para la instalación, mantención, operación y programación de equipos de automatización y control”.

Actualmente, Automatización y Control Industrial es una de las carreras técnicas con mejor empleabilidad, llegando al primer año de egreso al 90%. Dicha carrera puede ser cursada accediendo al beneficio de gratuidad en el Centro de Formación Técnica INACAP, que acaba de ser re acreditado por 7 años convirtiéndose en el único en el país que cuenta con acreditación por la máxima cantidad de años.

Gestión integral de tecnología y equipos de trabajo

El Director de Carrera del Área de Electricidad y Electrónica, Pablo Voullieme, enfatiza que “el egresado de esta carrera será capaz de asociar informática con procesos productivos y de control. Es un profesional que tendrá visibilidad en sus equipos, pues trabaja para resolver problemas concretos. Además, sus tareas nunca serán rutinarias, pues se dan en función de las necesidades de la empresa”.

Tras una formación de cuatro semestres con un fuerte énfasis en la práctica, el egresado será capaz de administrar recursos humanos, materiales y tecnológicos de manera independiente en empresas de diversos rubros, tales como construcción, minería, energía, puertos, aeropuertos, salmonicultura, servicios eléctricos y plantas industriales, entre otros. Una de ellas es Aguas Magallanes, cuyo Gerente Regional Christian Adema Galetovic confirma que “la necesidad de profesionales con este perfil es un tema que hemos venido discutiendo mucho en el último tiempo dado el alto estándar operativo y productivo al que apuntamos. Bajo esta auto exigencia es muy necesario contar con un técnico en automatización y control”. Esto se debe a que, además de su diseño e implementación, los sistemas de monitoreo y control requieren permanentes ajustes de acuerdo a la contingencia, lo cual es precisamente una de sus características de valor.