Dentro de su oferta académica 2018, destacan tres ingenierías que responden a las múltiples necesidades del mundo actual: en Informática, en Administración de Empresas -con tres menciones-, y una nueva en Ciberseguridad.

 

Proceso 2018: Las ingenierías de la Universidad Tecnológica de Chile INACAP

Diseñar y desarrollar soluciones integradas, sea cual sea el lugar donde trabaje,  es el aporte que un titulado de la Universidad Tecnológica de Chile INACAP puede entregar al mundo laboral. Para el período de Admisión 2018, INACAP ofrece más de 70 Carreras, con más de 20 impartidas por la Universidad, dentro de las cuales destacan tres ingenierías que emergen como grandes opciones para los jóvenes que buscan forjar su futuro, debido a su alta empleabilidad y a la transversalidad de campo laboral.

La primera de ellas es Ingeniería en Informática. Acreditada por seis años, esta Carrera tiene una duración de ocho semestres y una tasa de empleabilidad al primer año de titulación del 96%. Asimismo, otorga el grado académico de Licenciatura en Informática y también se imparte en modalidad semipresencial. Esta Ingeniería contiene asignaturas cuyos contenidos son conducentes a la obtención de certificaciones otorgadas por organizaciones líderes de la industria, como Microsoft, Oracle y Cisco. 

Por otro lado está Ingeniería en Administración de Empresas, que con tres menciones: en Finanzas, Marketing y Ventas, y Gestión de Personas. Tiene una duración de ocho semestres, se encuentra acreditada por cinco años y tiene una tasa de empleabilidad del 88% al año de titulación.

 

LA NUEVA CARRERA DE INGENIERÍA EN CIBERSEGURIDAD

 

Para esta Admisión, la Universidad Tecnológica de Chile INACAP lanza la primera Carrera de pregrado dedicada exclusivamente a la seguridad de la información y su infraestructura. Ingeniería en Ciberseguridad será impartida desde 2018, dura diez semestres y otorga el grado académico de Licenciado en Ciberseguridad.  “Las competencias requeridas para desempeñarse en el rubro, contemplan la  evaluación de riesgos de seguridad y vulnerabilidad para aplicaciones e instalaciones de TI, así como la administración de planes para enfrentar dichos riesgos. También involucra la gestión de proyectos para mejorar la seguridad de la información y la generación de soluciones alternativas para medir los riesgos y definir controles para la mitigación de eventuales daños”, afirma la Directora del Área Informática y Telecomunicaciones de INACAP, Karin Quiroga.